24 may. 2014

EL PRIMER BESO







Y fue eso… el primer beso
Se paró el tiempo…
No había mundo…solo espacio
El tuyo y el mío…el nuestro

Viajaste por mis labios…
Con tu lengua surcaste
Profundidades olvidadas
Inertes...con exceso de ausencia

Llenaste ese mundo vacío
Que clamaban de tus labios
Colmar las carencias  de mi sentir

Nuestras manos navegaron…
Surcaron rincones desconocidos
Ávidas  de caricias dieron sentido
A la piel  de nuestros cuerpos

Tus dedos enredaron mi pelo
Acariciaste mi cabeza…
Pidiendo clemencia para
No separar nuestros labios

Y fue eso…el primer beso
Se paró el tiempo…
Sin mundo… nuestro espacio
Solos tu y yo…

Adolfo


3 comentarios:

  1. Cuanta pasión encierran tus versos.Saludos

    ResponderEliminar
  2. El primer beso... pero ¿qué tendrá ese primer beso que es tan especial? el que nunca se olvida, que viaja en el tiempo, entre sueños e ilusión, y que queda clavado no sólo en los labios sino en un rincón del corazón y en el recuerdo, ese beso, ese primer beso, esa caricia entre bocas ansiadas y deseadas que arden y laten con fuerza.

    Muy bellos tus versos, amigo Adolfo, me ha encantado volver a leerte.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Qué hermoso poema escribiste querido amigo, dónde el beso está íntimamente ligado con la pasión y la sutil cadencia de abrazos y caricias.
    Bello muy bello, poeta.
    Un fuerte abrazo, cuídate.

    ResponderEliminar