29 ago. 2014

LAGRIMA MUDA





No quiso el destino…
Ni tampoco el azar…
Tu camino con el mío…
Cruzar…

Ni  tu cara de niña mimar…
Y mis dedos tu pelo acariciar…
Estrechar tu pequeño cuerpo
Y tu corazón latiendo…
Con el mío a la par

Quise sentir tu olor…
A desierto…
A mar de arenas…
A dunas errantes de tanto vagar

Lagrima muda….
La que queda por brotar…
Esa que nunca veras…
La que tu ausencia me atosiga…
En su tálamo  dormirá…

Esa ausencia…
Que tú me provocas…
Y que no me puedo consolar…
La presencia en mi jaima...
Te  quedo por visitar…

Mimos… abrazos… besos…
Miradas… caricias por dar
Ausentes de tacto quedaron…
Y por siempre quedaran…

A ti…
Flor del desierto…
Cuya lejanía me mata
A ti…
Que tu nombre hice poema
Que mi amor te quise dar…
Amor de padre…de abuelo…
De  amigo…
Amor fraternal….

Quise…
Sentir tu presencia…esa
Que tanto se espera…
Y que nunca pude lograr

Risas…
Cosas por contar…
Hablar de tu tierra…
Que en mi memoria esta…

Declamar tu poema…
Con tu voz hecha verso…
Como balada al cantar…

Te pienso… te sueño…
En mi mente siempre estas…
No voy a olvidarte…
El destino no te  quiso traer…
Ni tampoco el azar

Hayo soledad…alejamiento
Nudo en mi garganta  tengo…
Que no puedo desatar

Lagrima muda que salir
Quisiera…
Seca…sin sal…en silencio

Recorrer mi cara demanda…
Desatar mi nudo…
Y no puedo llorar…

Llenaste mi vida de ausencia
Difícil de rellenar…
De ese amor que me queda
Aun por dar… a esa flor
Del desierto…cuyo nombre…
No quiero pronunciar…

El  destierro ruin te espera…
De nuevo…
Obligado…no merecido…
 Lleno de carencias…de lejanía
De distancia eterna…

Seres queridos que allí están…
Mucho has de contar…
De vivencias vividas…
Colmadas de amor…de gozo…
De  felicidad…
Esa que aquí te han dado…
Y que seguro…seguro…
No podrás olvidar

Te quiero mi pequeña niña
Tu presencia aun tengo
Aunque no te pude besar,
Ni estrechar tu pequeño cuerpo
Ni tu corazón y el mío latir…
A la par…

La lágrima muda está…
Y guardada en su lecho queda…
Cuando en mis brazos te estreche...
Y en mis ojos pueda derramar

Adolfo

2 comentarios:

  1. Precioso poema al desamor....siempre está el consuelo de esa lágrima muda y testigo de esa ausencia.Saludos

    ResponderEliminar
  2. Continúa encandilándonos con tus profundas poesías, que tu pluma no ceje en el empeño de seguir floreando blancos lienzos poéticos.
    Un fuerte abrazo querido amigo.

    ResponderEliminar